Al comenzar con este tipo de entrenamiento de alta intensidad no solo quemarás grasa, sino que también:

Mejorarás tu capacidad aeróbica

Incrementarás la resistencia pulmonar para poder desempeñar mejor otras actividades. ¡Ya no te cansarás cuando quieras correr para alcanzar el autobús! Se estima que la capacidad aeróbica mejora en un 10%.

Bajarás de peso

A las 10 semanas de entrenar Gilcross adelgazarás hasta un 4% de tu peso corporal, por lo que es ideal para los que tienen sobrepeso u obesidad y para los que quieren bajar “esos kilos de más”.

Eliminarás la grasa

El porcentaje de grasa corporal se reducirá de manera considerable (entre un 13 y un 19%) al practicar esta disciplina durante 2 meses y medio.

Incrementarás la masa magra

Esto es mucho más visible en las mujeres, pero los efectos son interesantes en ambos sexos. La masa magra es la que aparece al quemar la grasa.

Trabajarás todos los grupos musculares

A diferencia de lo que ocurre con otras rutinas de ejercicios (como, por ejemplo, levantar pesas), el CrossFit realiza movimientos integrales, trabajando todo el cuerpo. Es, sin duda, un ejercicio muy completo.

Lograrás tus objetivos en menos tiempo

Gracias a una rutina de entrenamiento de este tipo podrás aumentar la efectividad del ejercicio. Si ya has probado con otras disciplinas y no has obtenido lo que buscabas, quizás Gilcross te pueda ayudar.
Acelerarás el metabolismo y podrás seguir quemando calorías mucho después de salir del gimnasio.

Tendrás más fuerza

Si nunca puedes abrir un frasco, si te cuesta llevar un bolso muy pesado o si no tienes fuerza para usar una herramienta, con Gilcross eso formará parte del pasado. Tendrás más tono muscular y la capacidad de mejorar en tu vida cotidiana.

Estilizarás tu figura

Si estás buscando tener un cuerpo espléndido para las vacaciones de julio o agosto, comienza cuanto antes. Se estima que a las 8 semanas habrás logrado una figura que será la envidia de todos en la playa.